Historia del Festival del Manito Ocueño

Historia del Festival del Manito Ocueño

El Festival del Manito Ocueño es una fiesta folklórica que se celebra en Panamá. Se realiza todos los años la segunda semana del mes de agosto, según la Ley Nacional se le dio el nombre de Festival Nacional del Manito, ya que Manito es una palabra que define entre el pueblo ocueño la hermandad, la misma es característica de los habitantes ocueños que tienen la costumbre de saludarse de mano y decir Ta’ la Manito.

La iniciativa de crear este festival fue de un grupo de educadores ocueños, que sintieron la necesidad de ver formalizadas todas aquellas ferias y festivales que se llevaban a cabo en Ocú por sus antepasados desde los tiempos en que Panamá aun estaba unida a Colombia. Entonces fue en el mes de agosto del año 1967 cuando se decide ponerle un nombre a todas las celebraciones efectuadas desde los inicios de la República de Panamá, y desde entonces se celebra de una manera más formal este festival.

En diciembre del año 1999 es cuando se logra la aprobación de la Ley 53, que Declara como Fiesta Folklórica Nacional de la República de Panamá al Festival Nacional del manito en Ocú. En la Provincia de Herrera, en la República de Panamá, se encuentra ubicado el pueblo donde se festeja el Festival Nacional del Manito.

El Festival Nacional de Manito, representa una ventana al turismo local y la base donde reposan postales actuales de un mosaico cultural que recalca y refleja en la juventud y en la niñez la reserva que busca mantener viva las más bellas tradiciones y costumbres de una región, con puro sabor a tierra adentro.

El espíritu que entusiasma a los creadores del evento folklórico es el de preservar las tradiciones a través de algunas presentaciones que reflejan el drama de hechos locales que aun se mantienen en honor a un patrimonio familiar.

Índice
  1. Manifestaciones Folklóricas  del Festival del Manito Ocueño
    1. Matrimonio Campesino
    2. El duelo del Tamarindo
    3. El Penitente de la Otra Vida
    4. El Muerto en Talanquera
    5. El Enfermo en Hamaca
    6. La Carga del Rancho
  2. Algunos Bailes Ocueños

Historia del Festival del Manito Ocueño

Manifestaciones Folklóricas  del Festival del Manito Ocueño

Matrimonio Campesino

El matrimonio campesino consta de escoger por azar a una pareja de enamorados ocueños, con el deseo de contraer matrimonio y cumplir con el sacramento religioso, los mismos harán la celebración de la boda el día sábado en medio del festival en la parroquia San Sebastián de Ocú. Lo distinto a otras bodas es que esté será una boda completamente típica, el novio se casa vistiendo una camisa típica ocueña y la novia se casa vistiendo una pollera blanca arreglada al estilo ocueño.

Es por esto que más de una docena de enamorados jóvenes de toda la región de Ocú, todos los años anhelan ser seleccionados para celebrar la boda campesina, que se define por ser uno de los fundamentales atractivos del festival.

En medio del festival folklórico sobresalen las tradiciones y costumbres del campesino nativo de las tierras ocueñas, es decir, el manito.

El duelo del Tamarindo

Como es costumbre en cualquier celebración, existe la venta de comida, y la muy popular chicha de maíz fermentada. Además del consumo descomunal de la chicha y de distintos licores, ocasionaban borrachera y diversos problemas entre algunos de los participantes que se encontraban en la fiesta. Los policías, que anteriormente eran conocidos como ronderos, eran los encargados de que todo funcionara bien, dando como castigo a los involucrados varias horas en el cepo, un aparato de madera hecho especialmente para que sujete los brazos o piernas o en dado caso ambos a las personas, y que éstas a su vez consiguieran reposar la borrachera sin ocasionar más problemas.

No obstante, en esas celebraciones, en algunas ocasiones se daba el encuentro de algunas personas que en determinado momento habían tenido algún agravio o problema, bien sea por problemas de tierras, o por el amor de una dama, o posiblemente alguna otra ofensa al honor. Al amanecer, se daba una situación que ni los ronderos podían calmar, y a eso le llamaban el duelo.

Debajo del palo de tamarindo, uno de los hombres tiraba la manta de ballesta, para retar a su rival. Si el otro hombre decidía aceptar el reto, pisaba la manta y los dos desenfundaban sus sables para dar comienzo a la pelea. Este duele no culminaba hasta que uno de los dos hombres muriera.

El Penitente de la Otra Vida

En esta tradición los hombres que participan en el desfile llevan sobre ellos un armazón de madera. Dicha tradición tiene mucha similitud al Duelo del Tamarindo, debido a que en muchas ocasiones el vencedor del duelo, culminaba matando a su contrincante dejando huérfanos y viudas. Es por ello que para escapar de la justicia se escondían en lo profundo de las montañas y cuentan que solo bajaba al pueblo usando sobre él una especie de armazón de madera para que no lo reconocieran en las procesiones del viernes santo.

Una vez culminada la procesión, el Penitente se aislaba del lugar por el cementerio para que no lo vieran, y así poder quitarse la armadura y volver a esconderse en la montaña, hasta la semana santa del próximo año.

El Muerto en Talanquera

El muerto en Talanquera es la manera popular de los pobres que usan para llevar a los difuntos, colgándolos en una talanquera, la misma es la cerca que se utiliza para la separación de los corrales.

El Enfermo en Hamaca

Las personas descendientes de las montañas o de lugares muy retirados de la ciudad, se veían en la necesidad de trasladar a sus enfermos en hamacas en la búsqueda de atención médica.

La Carga del Rancho

La carga del rancho es el cierre del desfile donde los participantes cargan en sus hombros a la Reina del Festival, la misma va montada sobre un rancho.

Algunos Bailes Ocueños

  • Mejorana por 25
  • Cumbia Zapateada
  • Socabón Llanero
  • La Gallina
  • El Zapatero
  • El Poncho
  • La Marucha

Muchas de estas populares tradiciones aún se conservan y forman parte de la vida cotidiana de los habitantes de Ocú, a pesar de la ola modernista que busca arrebatar la razón de ser de los lugareños.

Fuentes de información:

1. https://atp.gob.pa/noticias/festival-del-manito-resalta-las-costumbres-y-tradiciones-del-hombre-del-campo

2. https://ocu.municipios.gob.pa/cultura.php?page=447&idm=59

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir

Este sitio utiliza Cookies para una mejor experiencia de usuario. Mas información