Cómo preparar un Bol Cubano - Panameño

Bol-Cubano-Panameño2

La gastronomía panameña es rica, variada y con una mezcla única. Es la consecuencia de una influencia histórica por múltiples culturas que se fusionaron en Panamá y dio como resultado una gran variedad en comida y de donde surge el Bol Cubano Panameño.

En cuanto a la comida tradicional panameña se podría decir, que Panamá tiene el lujo de hallar en sus diversas provincias un sabor diferente, cada una de ellas posee algo único y especial que ofrecer, así como los platos que identifican a Panamá en general.

Los cubanos y los panameños Centroamericanos ambos, poseen características parecidas en diversos aspectos sociales y de diversa índole. Ambos llevan en la sangre la mezcla regional que los distingue de otras áreas geográficas.

La mezcla de la gastronomía cubana y panameña, es una herencia de sus antepasados, y ambos la han cuidado y mantenido en el país por años. La unión creativa de sus típicos ingredientes, logran que la cocina cubano-panameña sea todo un recetario de exquisitos platos que, además de ser originales se vuelven casi que irresistibles para cualquier paladar, sin dejar a un lado lo nutritivo que son.

Es por ello que entre tantas delicias, que surgen de ambas culturas no se puede dejar a un lado el Bol Cubano – Panameño.

Bol-Cubano-Panameño2

A continuación mostraremos su preparación:

Índice
  1. A continuación mostraremos su preparación:
  • Ingredientes del Bol cubano- panameño
    1.  Preparación
  • Ingredientes del Bol cubano- panameño

    1 Taza de frijoles negros remojados la noche anterior½ libra de queso blanco molido1 cucharadita de vino tinto
    2 dientes de ajo picado finamenteSal al gustoSal y pimienta al gusto
    ½ pimentón rojo picado en cuadros pequeños½ pimentón verde picado en cuadros pequeños¼ cucharadita de comino en polvo
    hoja de culantro 11 ½ taza de agua1 taza de quínoa
    cucharada de aceite 1Plátano maduro en tajadasCilantro picadito
    ½ cucharadita de vinagre de jerez o manzana½ cebolla blanca picada finamente2 tomates perita sin semillas
    ½ cucharadita de orégano seco3 tazas de agua1 cucharada aceite de oliva
    Pizca de azúcar morena1 ají criollo2 tomates perita sin semilla

     Preparación

    • Luego de haber dejado los frijoles remojando el día anterior, lavelos con abundante agua y enjuague varias veces.
    • Las 3 tazas de agua colóquelas en una olla, con la hoja de culantro, 1 ají y deje hervir hasta que se ablanden. Este procedimiento puede tomar alrededor de 30 a 45 minutos.
    • En un sartén caliente el aceite y sofría el ajo, pimentón, cebolla, orégano, laurel y comino.
    • Al sofrito agregue los frijoles y cocine por 5 minutos bien tapado. Luego agregue el vinagre, el vino y el azúcar, y deje cocinar 20 minutos más a fuego lento tapado. Verifique la sazón de la pimienta y la sal.
    • Lave la quínoa con bastante agua y reserve.
    •  En una olla a fuego medio, caliente el aceite de oliva y proceda a tostar poco a poco la quínoa.
    • Luego añada el agua y la sal. Deje hervir, tape y baje el fuego. Dejar cocinar por 15 minutos.
    • Una vez que haya pasado el tiempo, mover con un tenedor y dejar tapada y reservar.
    • Al momento de servir añada el cilantro picadito.
    • Por último sirva la quínoa en un bol y coloque los frijoles, los tomates, el queso blanco molido y las tajadas.

    ¡Buen Apetito!

    También puede interesarte:

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir

    Este sitio utiliza Cookies para una mejor experiencia de usuario. Mas información